Vox propone subir los impuestos a la clase baja y media-baja, su caladero de votos

ultranacionalismo español

Reconozco que hasta ahora no había dedicado ni un minuto a leer el programa de Vox, y no es fácil que lo vuelva a hacer, porque sinceramente no creo que vayan a conseguir nada más que servir para marear y ‘asustar’, y obviamente no voy a votarles jamás.

Así que ha sido simplemente por curiosidad y especialmente después de leer y escuchar algún comentario que me chirriaba demasiado, como ese de que son ‘euroescépticos’ al estilo de UKIP, Agrupación Nacional (Le Pen) o la Liga Norte (Salvini), o que querían cargarse la UE.

Y no me equivocaba al chirriarme, porque para una cosa buena que podían tener y resulta que son europeístas convencidos, y hasta quieren negar la entrada de Turquía en la UE. Tanta soberanía y tanto cuento y lo que quieren es tener más peso en la Unión y que Europa y su justicia, eso sí, no se inmiscuya en ‘nuestras’ cuestiones territoriales.

Pero una vez aclarado el tema y comprobado que no se parecen en nada al resto de ‘ultraderechas’ europeas, va y me topo con esta divertida propuesta:

En la práctica, aunque en teoría no sea lo mismo, ahora se está exento hasta los 22.000, porque (dependiendo de ciertas condiciones) no se tiene la obligación de presentar Renta si no se supera ese límite de ingresos.

O casualmente coincide ya con esos 12.000 que ellos proponen si no se cumplen unas condiciones que realmente sí cumplen la mayoría de los trabajadores de clase baja y media-baja (que estarían ‘exentos’ hasta los 22.000 euros).

Por tanto, lo que se vende como una mejora, es en realidad una carga, porque parece poco discutible que al establecer esas exenciones se obligaría a tributar por todo lo que las superase, viéndose así perjudicados todos esos perceptores de ingresos inferiores a 22.000 euros.

De todas formas y en el mejor de los casos las rentas bajas verían reducida su cotización en un 3%, del 24 al 21% o al 20% porque en los últimos momentos parece que corrigieron el punto 39 de su programa:

Rebaja radical del Impuesto sobre la Renta. Aumento significativo del mínimo
personal y familiar exento a 12.000 euros. Tipo único fijo del 20% hasta los 60.000 €
anuales, tributando al 30% cualquier exceso sobre el mencionado límite

Loading...

Los que sí se verían muy o extraordinariamente beneficiados son los perceptores de rentas altas o muy altas, porque hoy entre los 35 y los 60 mil euros el tramo es de un 37% y con Vox pasaría a ser de un 20% según su última propuesta, o lo que es lo mismo, un 17% de rebaja real, y esto frente al falso 4% con el que presuntamente se ‘beneficiarían’ las rentas bajas.

Y los que ya harían palmas con las orejas son los que cobran de 60 mil en adelante, porque a partir de ahí verían reducido el tramo del 45% al 30%, y no solo eso, sino que si se tratara de medianos empresarios (los grandes ya pagan una miseria en la actualidad), podrían ver reducido el pago del impuesto de sociedades del 25% al 15%.

Por aclararnos, y no solo por lo del IRPF sino por su ánimo privatizador y ultraliberal, Vox es el partido ideal para, como mucho, el 5% de la población, como lo puedan ser PP o C’s. Para la población con mayores ingresos. Y lo chocante (o quizá no tanto) es que su principal caladero de votos está entre los más pobres.

Esto en realidad es una buena noticia, porque según se vaya conociendo, se pondrá a cada cual en su sitio. Vox es un producto de laboratorio, con cuatro parásitos ejerciendo de actores al frente y un montón de cavernícolas (estos sí, franquistas convencidos) haciendo bulto.

Y no tienen nada que ver con las Le Pen o Salvini de turno, que sí dirigen partidos con ideología propia y que en España arrasarían.

Porque a Vox no le veremos proponiendo mejorar la participación social por medio de referéndums, o expulsando a nadie por hacer el saludo fascista (porque tendrían que expulsarlos a todos), ni declarando al respecto como hizo Le Pen que: «el FN no admite en su seno este tipo de comportamientos inadmisibles que recogen una ideología repugnante». Tampoco vamos a verlos abogar por salir del Euro, o de la OTAN, o pedir la disolución del FMI, el Banco Mundial o la OMC.

En pocas palabras: que Vox y lo que aquí se denomina ultraderecha europea se parecen como un huevo a una castaña. Así que de nuevo España vuelve a ser una anomalía junto a Hungría o Grecia, porque en ningún país civilizado tiene éxito una ‘ultraderecha’ parecida a esta.

Pepito Grillo

https://iniciativadebate.net/2018/12/05/vox-propone-subir-los-impuestos-a-la-clase-baja-y-media-baja-que-es-precisamente-su-caladero-de-votos/

Necesitamos tu ayuda

La falta de libertad de prensa es un grave problema de nuestra sociedad. Ayuda a la prensa independiente, aquella sin ataduras a las multinacionales y a las subvenciones del partido gobernante. Haz posible la independencia del periodismo. Por una información veraz, una democracia más justa.

Seguir en Facebook !

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.