Cargando...

Vox se sitúa al borde del sorpaso a Ciudadanos, que cae en todas las encuestas

Evolución de la estimación de voto

Proyección realizada a partir de un modelo estadístico basado en encuestas

Ciudadanos está en una pelea sin cuartel contra las encuestas. Todos los sondeos pronostican el desplome de la formación de Albert Rivera, que el pasado 28 de abril se colocó en tercer lugar con el mejor resultado de su historia. Ahora, sin embargo, pelea por mantener el cuarto puesto contra Vox, que se sitúa al borde del sorpaso en plena crisis política en Catalunya.

Así lo muestra el modelo estadístico elaborado para eldiario.es, en el que PSOE y PP parecen estabilizarse en torno al 28% y 21% respectivamente, a pesar de que la distancia entre ambos sigue estrechándose poco a poco con cada nueva encuesta. Desde la fallida investidura de Pedro Sánchez, los socialistas han ido perdiendo apoyos paulatinamente, mientras que el principal partido de la oposición, el Partido Popular, ha ido recuperando terreno hasta colocarse ya en la barrera psicológica de los 100 escaños.

Según el modelo estadístico utilizado, cuya metodología se puede leer al final de este artículo, el PSOE sería la fuerza más votada con el 27,7% de los sufragios, unas ocho décimas menos que hace una semana. Le sigue el PP con un 21,4% de los votos, que mejora en 0,7 puntos respecto a la proyección anterior.

Unidas Podemos sería la tercera fuerza con un 12,7% de los votos, más de punto y medio por debajo del 28A, seguida de Ciudadanos (10,3%), que caería más de 5 puntos desde abril y se colocaría cuarto, en empate técnico con la quinta fuerza, Vox (9,7%).

Más País obtendría el 4,8% de los votos. Retrocedería seis décimas desde la proyección anterior y peligraría la opción de tener grupo parlamentario propio. Las últimas encuestas publicadas –media docena de encuestas estatales y algunas provinciales–, dan una idea de cómo podría desenvolverse en aquellas circunscripciones por las que se presenta, aunque al ser una formación de nuevo cuño, su predicción es más complicada.

Hay muchos motivos para analizar los sondeos con cautela. Una de ellas es la irrupción de nuevos partidos en unas generales, como Más País o la CUP. Se desconocen los alcances reales de estas dos formaciones, ya que no existe un histórico para conocer dónde son más fuertes.

Otro de los motivos es la oleada de protestas en Catalunya. A falta de encuestas que reflejen cómo afectarán estas tensiones a los equilibrios políticos estatales –el 16% de los entrevistados reconocen que condicionarán su voto, según Celeste-Tel–, cabe suponer que los discursos más contundentes podrían sacar rédito electoral. Así, en los últimos sondeos publicados, vemos cómo Vox está recuperando terreno y podría situarse en la cuarta posición, por delante de Ciudadanos.

Según este modelo electoral aún no se da ese sorpaso, aunque las estimaciones son habitualmente conservadoras cuando aún faltan tres semanas para las elecciones. A medida que se vaya acercando la cita con las urnas, el modelo reacciona y se convierte en más agresivo, siendo más sensible a los movimientos de los últimos días.

Los votos, en escaños

Según este modelo estadístico, el PSOE obtendría entre 109 y 129 escaños, siendo 119 el escenario más probable. Son cuatro escaños menos que la semana pasada. Ese resultado situaría ya al PSOE por debajo del logrado el 28A. Los socialistas volverían a ganar las elecciones, pero con menos diputados.

Le seguiría el PP, que se colocaría en los 100 escaños (entre 91 y 109) por primera vez en la predicción. Son 34 más de los que obtuvo en las pasadas elecciones. El tercer puesto en asientos en el Congreso sería para Unidas Podemos con 36 (entre 29 y 43), mientras que Ciudadanos con 25 (entre 18 y 32) y Vox con 24 (entre 17 y 31) se disputan la cuarta posición. El modelo da a Más País, la formación de Íñigo Errejón, unos 8 escaños (entre 3 y 12).

 

Estimación de escaños

Los partidos nacionalistas y regionalistas obtendrían en torno al 11% de los votos y conseguirían 39 escaños en el escenario central del modelo. En este grupo de formaciones, ERC sería la fuerza con mayor representación (15) seguido de JxCAT (7), PNV (6) y EH Bildu (4).

La batalla por el último escaño del reparto

Es importante considerar las horquillas de los escaños ya que, en algunas circunscripciones son poco más de un centenar de votos los que separan a dos partidos de conseguir –o no– el último escaño en juego.

Es el caso de Córdoba. En esta provincia andaluza, Ciudadanos obtendría el sexto escaño en disputa gracias a los 148 votos que les separan de Vox, que no conseguiría ningún escaño.

Hay muchos casos similares. Tanto en Baleares como en Málaga, Unidas Podemos podría perder el escaño a favor del PSOE y Vox respectivamente, ya que son 164 y 185 los votos que separan a dichas formaciones.

En este sentido, el Partido Popular tendría hasta 4 escaños en juego por menos de 500 votos: Albacete (239), Cuenca (266), Bizkaia (375), Castellón (428).

El Partido Socialista, por ejemplo, podría perder tres escaños –Teruel, Burgos y Valencia– por su ventaja de menos de 1.000 votos en cada una de las circunscripciones, pero también tiene opciones de recuperar otros tres por Cuenca, Baleares y Castellón, donde cuenta con el mismo margen.

Posibles mayorías

Con los resultados proyectados por este modelo, no habría mayorías fáciles en el Congreso.

La suma de las izquierdas podría ser más complicada que en abril, ya que el PSOE necesitaría ponerse de acuerdo con más partidos. Además, no sumaría mayoría absoluta (176 escaños) sin el apoyo de las fuerzas independentistas.

Un Gobierno entre PSOE y Ciudadanos tampoco sería posible (sí lo era en abril). El debilitamiento del partido de Rivera y el estancamiento de los socialistas haría que ambas fuerzas sumaran 144 escaños (161 en la horquilla más alta) o 155 si agregamos a Más País a la ecuación.

En última instancia, tampoco sería posible una alternativa por la derecha. La suma entre el PP, Ciudadanos y Vox, junto a Navarra Suma, no alcanzaría la mayoría absoluta y se quedarían en torno a los 151 escaños.

Metodología

El modelo estadístico utilizado por eldiario.es es se basa, principalmente, en encuestas. Primero, recoge cientos de sondeos, los ajusta y los promedia, extrapola los datos a cada circunscripción electoral y termina añadiendo incertidumbre para simular 10.000 veces las elecciones.

  • Recogida de datos: Se recogen todas las encuestas disponibles para las elecciones del 10 de noviembre. No sólo aquellos sondeos a nivel nacional, también los sondeos que se realizan en cada una de las provincias.
  • Ajuste y promedio: Estos sondeos se ajustan para corregir el sesgo de la empresa demoscópica o casa encuestadora. Este sesgo se llama House Effect y se trata de cuanto sobreestima o infraestima una cada casa encuestadora a un partido político u otro. Una vez que se tienen estos sondeos corregidos, se ponderan según la recencia (tienen más peso las encuestas más recientes), el tamaño de muestra (los sondeos con mas entrevistas reciben más peso) y la calidad de la empresa demoscópica (se calcula en base a los errores que cometieron en el pasado y se estima los errores que podrían cometer en el futuro).
  • Extrapolación de datos a circunscripciones electorales: La estimación obtenida en el paso anterior, se extrapola a cada circunscripción basándose en los resultados del 28A. Se hace así debido a la cercanía de las pasadas elecciones generales y se obtiene el porcentaje de voto de cada partido en cada circunscripción.
  • Agregar incertidumbre y simular las elecciones: Al ser un modelo probabilístico y no determinístico (no da una foto fija, sino una horquilla con los escenarios más probables) es necesario agregar incertidumbre asociada a estas elecciones. Esta incertidumbre se calcula en base de los errores que se esperan de las encuestas, además de otras variables.

Una vez se tengan la estimación voto y su incertidumbre por provincias, se simulan las elecciones 10.000 veces. Cada simulación significa la celebración de elecciones en una ocasión.

Este modelo proporciona resultados probabilísticos, por lo que es normal que en el escenario más probable no coincida con la media de una horquilla.

Un ejemplo. La coalición NA+ (UPN, PP y C’s) por la Comunidad Foral de Navarra, obtendría dos escaños en más del 80% de probabilidad. Podría ser que, al final, obtuviese tan sólo uno (20% de probabilidades de que esto ocurra) o tres (menos del 10% de probabilidades). Debido a esto, la horquilla estará representada con 1-2.

Este modelo ha sido elaborado por Endika Nuñez (@endikasatu).

https://www.eldiario.es/politica/Proyeccion-electoral_0_953655116.html

eldiario.es

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: